domingo, 11 de noviembre de 2012

Siempre hay que acordarse que somos y seremos un cinturón blanco.

Efectivamente, todo buen aikidoka, sea el grado que sea, tiene que tener presente que siempre seremos un cinturón blanco ya que en nuestro camino siempre habrá algo nuevo que aprender.

Tenemos que tener conciencia de que una técnica nunca nos saldrá perfecta, sino que esta tendremos que depurarla. Hay una frase de O'Sensei que siempre me digo antes de empezar una clase "El día que pienses que una técnica te ha salido perfecta, ese día dejaras de progresar" y así pongo mis pensamientos para aprender ese día algo mas.

Os dejo una foto mia cuando empecé a practicar Aikido. Esa foto siempre la miro para recordar que he sido, soy y seré un cinturón blanco.




2 comentarios:

  1. Creo que es la reflexión que debemos de tener todos pero tambien aplicado en nuestra vida. Hay que ser humildes y aprender de todos.

    ResponderEliminar